1 - 1 de 60 resultados

Nuevo

Yo seguiré aquí - Pino Ojeda

19,00
El precio incluye el IVA


Pino Ojeda

Edición: Blanca Hernández Quintana y Fran Garcerá
404 págs.
ISBN: 978-84-7839-900-0
2022

____

PINO OJEDA (Teror, 1916 - Las Palmas de Gran Canaria, 2002) fue una las escritoras canarias más destacadas del siglo xx. Poeta, novelista, dramaturga, pintora, escultora... Su gran inquietud cultural le llevó a regentar en la capital grancanaria la librería Flores y Libros; a fundar la revista Alisio. Hojas de Poesía; y, posteriormente, abrió su Galería de Arte, entre otras actividades. Además de su obra literaria y cultural, Pino Ojeda ofreció para el futuro su importante legado personal.

Yo seguiré aquí. Poesía inédita (1946-2001), bajo la edición de Blanca Hernández Quintana y Fran Garcerá, reúne los veintidós poemarios que permanecían inéditos en el archivo de Pino Ojeda. De este modo, los trescientos setenta poemas inéditos que conforman este volumen permiten completar y profundizar, desde los comienzos de su escritura hasta poco antes de su fallecimiento, en la voz poética de esta singular autora.
____

Pino_Ojeda


Lapland/ Laponia

Te sueño desnuda, bañada de luz.
Y busco tu silencio, tu misterio,
la magia de tus llanuras, tus lagos
poblados de fantasmas. Y busco tus
rezagadas nieves, sobre los senos
oscuros, como besos temblorosos
o linos transparentes. Y rebusco
en tu nochedía la huella de los
seres que te pueblan. Y renos, y hombres
se confunden dentro de mi pupila
de tiempo y vuelo. La añoranza escarba
la tierra donde me naces. Y dueles,
Lapland, agrietas mi serenidad, mi
impaciencia se hace límite, y una
delgada agonía va clavando tu
nombre sobre este paisaje y este mar
que me enraíza. Caminos de estrellas
cruzan mis noches. Esquilas sonoras
sacuden mi somnolencia, despiertan
del letargo las voces que me habitan.

Y busco mapas y cartas marinas,
navego mares, camino montañas,
traspaso nubes de leche-ceniza.
Infranqueables barreras
de bosques salen al paso.
Columnas de humo
rodean la esperanza.
Fuego y sueño
se confunden, crepitan.
Un murmullo
inconfundible va creciendo
en la distancia. Sobre lago-espejos
sombras de lapones y renos. En la
llanura cornamentas como dedos
angustiosos tejen, impacientes,
el velo que habrá de cubrir, con amor, la gran
serenidad de la nochedía.

Tus ojos, Amado Nervo...

La dulce oniromancia ha puesto un velo
de neblina ideal a tus pupilas
y hay un vuelo de amorfas hipsipilas
latiendo en el soñar de tu desvelo.

Como la sombra viva de un anhelo
sombra de luz en ignición destilas,
y en el crescendo astral donde rutilas
se desangra tu verso azul de cielo.

Son dos grutas lacustres encendidas
en simas de dolor y arpegio lento
tus ojos, como antífonas perdidas...

Y cantan mudos la coral de argento,
con voces estelares desprendidas
de la clave orquestal del pensamiento.

 

También recomendamos

*
Los precios incluyen el IVA

Examine también estas categorías: Colección Torremozas, Poesía, Autoras españolas, 1961-1975, 1976-2000, Novedades
1 - 1 de 60 resultados